Calaveras Humanas

El misterioso culto que le reza a calaveras humanas

En la zona de Los Andes de la ciudad de La Paz se esconde un pequeño templo que muchos conocen como “la casita de los pobres”, donde todos los días llegan devotos con flores y velas para pedirles a las 73 ñatitas, calaveras humanas, que les ayuden a resolver sus problemas.

calaveras humanas

A simple vista se trata de una casa normal, pero detrás de la puerta y tras una cortina blanca está el pequeño templo con paredes naranjas y cuatro sillas de madera, que resguardan los dos estantes donde se exhiben los 73 cráneos humanos que lucen unos gorros de lana con el nombre bordado de cada calavera.

En el lugar hay un espacio para encender las velas blancas, rezar y también para dejarles algunas flores, dulces o incluso botellas de cerveza como ofrendas a las “milagrosas” calaveritas, llamadas así porque no tienen nariz.

Milagrosas Calaveritas, Huesos, Cráneos

Tener una Calavera es una responsabilidad: hay que hablarles, rezarles, prenderles velitas y darles flores todos los lunes, para que no se enojen y que sigan ayudando a resolver los problemas de los devotos de los huesos cráneos.

Es el caso de Cielito, el cráneo de un bebé, al que muchas mujeres acuden cuando desean tener hijos y no pueden, o “Cecilia”, que ayuda a quienes tienen dificultad en el amor o en el estudio.

Muchos acuden a Waldo para obtener protección y también fortuna, a la singular de Maruja cuando quieren que la pareja cambie de carácter, a Walter para resolver un problema judicial, o a Óscar, Víctor y Diego que ayudan en los casos policiales.

Compra tu calavera milagrosa ya se mexicana o la que a ti mas te guste, no seas el ultimo.

Feliz Compra.

Quizás te interesen otras categorías: